(México) Oaxaca se suma actos de revuelta contra la policia (14 de junio) -Fotos y videos-

Nuevo reporte sobre disturbios contra la policia ocurridos ahora en Oaxaca el 14 de junio, actos que se suman a los del 4 y 5 y 8 de junio en diversos puntos de México.


El 14 de Junio, frente a la Universidad Autonoma de Benito Juarez, en Oaxaca, varios grupos anarquistas protestaron contra la violencia del Estado, recordando las protestas del 2006 donde hubo varios asesinatos cometidos por los cuerpos policiacos. Los manifestantes reivindicaron los asesinatos de jovenes en el estado de Oaxaca, como Alexander, de 16 años de edad y Diego E.L.P. de 20 años así como de otros activistas asesinados en la región.

Alexander fue asesinado el 9 de junio, cuando salia en compañía de tres jovenes a comprar un refresco en la ciudad de Vicente Camalote, localizada al norte de Acatlán de Pérez Figueroa. El grupo fue agredido con tiro por un carro de la policía local.

El contingente bloqueó la Avenida Universitaria en ambos lados con barricadas incendiarias, pintaron consignas en las paredes como “la policía viola y asesina” y “somos su peor pesadilla” así como simbolismo anarquista. Se atacó y saquearon tiendas de conveniencia liberando los productos en la calle, algunas sucursales bancarias, diversas señaléticas y propiedad publica. La prensa también fue repelida violentamente.

Estos hechos se vienen sumando a la seguidilla de protestas violentas contra la policía en diversos puntos del país en lugares como Guadalajara, Ciudad de México, Xalapa y San Luis Potosí, donde grupos anarquistas y otrxs manifestantes se han reunido para dar una respuesta anárquica y violenta en las calles.

¡Viva el disturbio y la expropiación!

¡Viva el vandalismo!

¡Por la extensión del ataque, la revuelta y los grupos de afinidad anarquista!

¡Por la coordinación informal!

¡Mantengamosnos atentxs y desobedientes!

 

-Videos-

 

-Fotos-

 

La capacidad heurística de la Anarquía

Escrito del compañero Gustavo Rodríguez sobre teoria del fracaso y su relación con la actualización del anarquismo.Extraído del folleto «Covid-19: la anarquía en tiempos de pandemia»


Por que as pessoas se revoltam? - Luan Spesani - Medium

La capacidad heurística de la Anarquía

Jack Halberstam, un conocido teórico queer, comprometido con el «proyecto antisocial» y, activo militante contrasexual, da inicio a su libro El arte queer del fracaso
i, con un exergo irreverente y divertido, tomado del capítulo 20 de la primera temporada de Bob Esponja, que invita a la reflexión:

Don Cangrejo: ¡Y justo cuando crees que has encontrado la tierra prometida, te cogen de los pantalones y te suben arriba, y más arriba, y más arriba, y MÁS ARRIBA, hasta que te suben a la superficie, dando coletazos y jadeando para respirar! Y entonces te cocinan, y te comen… ¡o algo peor!
Bob Esponja (aterrorizado): ¿Qué puede ser peor que eso?
Don Cangrejo (en voz baja): Una tienda de regalos.ii

Halberstam, conservando ciertos «aires de familia» con la perspectiva queer anarco/nihilista, establece una analogía entre los miedos que horrorizan a Bob Espoja y, nuestras amenazas cotidianas en esta muerte en vida que impone la dominación: «Bob Esponja quiere saber cuál es la alternativa a trabajar todo el día para Don Cangrejo, o a ser capturado en la red de los objetos del capitalismo cuando intenta escapar»iii. Su libro, como nos advierte desde el primer párrafo de su Introducción, «es una especie de “Guía Bob Esponja” de la vida» donde abandona el «idealismo de la esperanza». Apoyándose en la «baja teoría» que toma prestada y adapta de los estudios culturales de Stuart Hall, apuesta por la reivindicación del fracaso que «conserva algo de la maravillosa anarquía de la infancia y perturba el supuesto claro límite entre adultos/as y niños/as, entre vencedores/as y perdedores/as. Y aunque es cierto que el fracaso viene acompañado de un conjunto de afectos negativos, como la decepción, la desilusión y la desesperación, también nos da la oportunidad de utilizar esos afectos negativos para crear agujeros en la positividad tóxica de la vida contemporánea»iv (subrayado mío).

En estos días de pandemia, nos ha tocado ver al anarquismo en la vidriera de la tienda de regalos. Se ha estado vendiendo con la etiqueta roja de liquidación junto a otras mercancías ideológicas como «alternativa» políticamente correcta; orientado a la positividad, la construcción, la cooperación, los cuidados, la integración y, la reforma, en busca de aceptación social y «alianzas estratégicas». Apartado de esa Anarquía sombría, abocada siempre a la negatividad-negadora, a la ilegalidad, al conflicto y la ruptura; es decir, cuidadosamente distante de esas honrosas excepciones de la manada fugitiva que hoy, consecuentes con la praxis, extienden el fuego en la pradera. Ese anarquismo crítico de la salud pública; de la gentrificación y la especulación inmobiliaria; de la carestía de la vida; de la privatización de los recursos; de la contaminación industrial; de la disparidad de género; de la precariedad y el desempleo; de la mala calidad de la educación pública; del alza a las tarifas del transporte público; de la corrupción política; de las violaciones constitucionales; de la pérdida de derechos; de las inhumanas condiciones en las cárceles; de la brutalidad policiaca; de la pena de muerte; del intervencionismo militarista; de las políticas neocolonialistas; de la degeneración de los partidos políticos; de los fraudes electorales; de los presidencialismos fascistoides y; de todas las deformaciones de la democracia y las perversiones del Estado-capital; no es la contestación y el rechazo negativo-negador de la dominación sino una extensión «mejorada» de la misma que emplea tácticas idénticas en busca de aprobación y legitimación, develándose como un pulcro y eficiente vendedor de la tienda de regalos.

En estos tiempos se han multiplicado las franquicias. Hoy La pequeña tienda de los horrores, tiene filiales alrededor del mundo, cultivando en la trastienda un sucedáneo de anarquismo que alimentan con incautos, con el mismo esmero y devoción que Seymour Krelboyne. Particularmente, en territorio norteamericano, se han centuplicado sus sucursales –desde el Río Bravo hasta la Isla Attu–, impulsando el «apoyo mutuo vecinal». Basta una visita rápida a la página web del izquierdismo libertario anti-Trump para comprobarlo.v Bajo el rótulo de «apoyo mutuo vecinal» han elaborado una súper oferta con su paquetazo de servicios que varía de franquicia a franquicia pero, puede incluir paseos de perros, cuidados de niños y ancianos, tutorías en línea, vegetales orgánicos frescos (de la huerta comunitaria), servicio de recogidas y entregas, comida gratis, albergue, ropa usada, consejería sobre inseguridad alimenticia y falta de vivienda, desayunos para niños (por cierre de las escuelas) y, transferencias de dinero hasta 150 dólares para los necesitados (después de completar la solicitud requerida), como anuncia la sucursal del Fondo de Apoyo Mutuo de Jeffco.vi Claro está –para evitar suspicacias–, el lema de todas las filiales del «apoyo mutuo vecinal» deja ver sus intenciones de antemano: «¡Esto es solidaridad, no caridad!». Así que cualquier parecido con los emprendimientos del Salvation Army o, la beneficencia de las carmelitas descalzas y, el clientelismo de los partidos políticos y el Estado, es pura coincidencia o producto de la retorcida maleficencia de esas bestias oscuras que sólo piensan en destruir todo lo existente, sembrar el caos y, darle vida a la Anarquía.

Este sustituto de anarquismo que en la actualidad impone su marca en el mercado, no es nuevo; ha estado presente en distintos momentos de la historia expresando el deseo de asimilación en busca de un espacio alternativo que permita su representación. Ejemplos recientes en territorio estadounidense son las sucursales estatales de ¡Comida, no Bombas! (Food not Bombs!) y, otros proyectos asistencialistas de claro sello edulcorante: Colectivo Tierra Común (Common Ground Collective), Sistema de Telecomunicación Emergente (Emergence Broadcasting System) e, incluso la Federación de la Cruz Negra Anarquista (ABCF) que en el pasado reciente añadió a su amplio curriculum caritativo el apoyo a cinco militares cubanos acusados de espionaje encarcelados en las mazmorras del «Imperio».

Este pseudo-anarquismo que hoy está a la venta en la tienda de regalos –junto al cangrejo disecado, el caballito de mar encapsulado y los caracoles barnizados–, como todos los sucedáneos intenta suplir «necesidades» y se ofrece «viable», o sea, «posible», «digerible», «realizable», es decir, «positivo», «saludable», «asequible» (como pregonan las empresas farmacéuticas de medicamentos similares: «lo mismo pero más barato»). Para ello no se restringe echando mano de la historia, intentando trasplantar y reproducir experiencias pasadas que, en el contexto de su historicidad podrían parecer –para algunos– radicales y anarquizantes pero hoy no sólo son estériles sino recuperables, útiles y serviles al sistema de dominación. Con este fin, invierte hasta el sentido de las palabras, las acomoda, las ajusta, las tergiversa; imponiéndole igual destino a los principios y a la ética. Así emprende colectividades de recolectores de basura, cooperativas de mensajeros, sindicatos de homeless, asambleas de vecinos, guerrillas artísticas, federaciones de filatélicos y, milicias de abueletes (Gray panthers); empeñado en resarcir la democracia agregándole un sufijo (¡directa!); en trasformar el Poder añadiéndole otro (¡popular!) y; minimizando la continuidad del Estado con asombrosos malabares semánticos (autogobierno, buen gobierno, autonomía).

Este suplente de la teoría y la práctica anárquica, como cualquier edulcorante artificial, endulza pero no provee energía. Es una parodia, una ilusión engendrada por la visión distorsionada de la ideología; un simulacro burdo que opta cínicamente por el «mal menor» y camufla la opresión. Una imitación mala del anarquismo, que hoy nos invita a quedarnos en casa o a desgastarnos mitigando el dolor de la opresión con misericordiosa solidaridad, abandonando la insurrección cotidiana. Aún así, se atreve a comparar el accionar refractario de los grupos de afinidad y de los feroces lobos solitarios en conflicto permanente con la dominación, con la ultraderecha trumpista que se manifiesta en plazas públicas negando la existencia del virus y exigiendo la «libertad de movimiento», la «libertad de expresión» y, el «derecho al trabajo». Esta suerte de anarquismo espurio confunde el ejercicio irrestricto e irreductible de nuestra libertad individual con la prédica liberal y la defensa de la «libertad de mercado». Aferrado a una conciliación forzada entre las tradiciones retóricas de la arcaica formulación clasista y las realidades contemporáneas, toma el sendero de las chapucerías teórico-prácticas más grotescas, subsumiendo al interior del concepto de «proletariado» las configuraciones identitarias más insólitas. No entiende –o no le conviene reconocer y/o admitir– que la Anarquía y sus secuaces, han abandonado de manera definitiva los proyectos futuristas y la dialéctica positiva de la arquitectura utópica, ensanchando esos agujeros en la positividad tóxica de la vida contemporánea.

En efecto, como propone Halberstam, nos toca enfrentar este exceso de positividad tóxica latente en la sociedad, multiplicando los agujeros (negros). Lamentablemente, se nos queda corto a la hora de incitar a la negatividad queer y emprender un ataque frontal contra la sociedad que pretende confrontar. En vez de apuntar la negatividad destructora contra esta sociedad optimista, dúctil, inodora, incolora e insípida (¡positiva!), fundada en la información telemática y la estimulación de las necesidades, se queda a medio camino entre la crítica y la reflexión. Sin embargo, es innegable su contribución desde la (baja) teoría, la insumisión académica y, las «formas antidisciplinarias del saber», al desarrollo consciente de la negatividad queer. Tal como sucede con la obra de Lee Edelmanvii –quizá el teórico más categórico de la negatividad queer– y otros connotados teóricos queer, la abismal separación entre su teoría y su práctica invita a «ponerlos a prueba», como sugieren los editores de la revista Baeden;viii lo que no nos impide expropiar sus tésis de «la torre de marfil de la teoría y utilizarlas como herramienta para nuestros proyectos».ix Tanto Halberstam como Edelman, abren la puerta a un goce anti-social queer que merece toda nuestra atención desde la perspectiva anárquica informal e insurreccional pero, penosamente se quedan en la puertax. Pese a que se detienen en la entrada –de alguna manera–, incitan a cruzar el umbral e incendiar la casa, tirando por la borda todo el bagaje identitario de la queernería positiva y el statu quo que ha impuesto el establishment LGBTTTIQA, con su corrección política, sus proyectos «alternativos» y, su enfoque con perspectiva de «derechos» (al matrimonio, a la adopción, a ser policías, militares y políticos), reproduciendo al infinito el sistema de dominación.

Justo esa es la propuesta anarco-queer/nihilista de Baeden, incinerando los nuevos contratos sociales y canalizando la negatividad queer hacia la destrucción de la civilización como parte de la conspiración por la liberación total que engloba a todos los enemigos de la sociedad mediante la apropiación de la negatividad antiautoritaria. Esa es también la perspectiva de la lucha anárquica contemporánea; conscientes que nos toca ir más lejos todavía, extendiendo el fuego de la insurrección permanente hasta demoler todo lo existente. Empero, para concretar la lucha, se requiere apropiarnos de nuestro tiempo. (Re) pensar la Anarquía desde nuestra presente historicidad. Crear y desarrollar nuestras concepciones analizando la dimensión histórica. Lo que exige plantearnos la necesidad de volver a nuestra historia: examinarla, descifrarla y aprovecharla para comprender y actuar sobre el presente; elaborando un modelo interpretativo de la realidad que nos imponen y asumirlo, explícita o implícitamente, en el seno de una comunidad de afines que lo tome como referencia tangible y marco de sus elaboraciones teórico-prácticas ulteriores.

Esta ingente tarea nos demanda rehacer las preguntas antes de dar respuestas. Para articular las nuevas interrogantes, necesitamos reflexionar sobre el contexto de época. Es decir, urge asaltar la caja de herramientas conceptuales contemporánea y expropiar todos los instrumentos que nos sean útiles para abastecer nuestra mochila. Algunas herramientas habrá que afilarlas alterando su cometido inofensivo; otras, tendremos que adaptarlas a nuestro quehacer nocturno y; unas pocas, podrán ser usadas tal como han sido diseñadas. El anarquismo decimonónico en ese sentido hizo lo propio, se alimentó de buena parte de la tradición de Occidente, tomando sus principales nutrientes de la Ilustración (Rousseau/Godwin) y la Revolución Francesa (Maréchal/Babeuf); mientras que el movimiento ácrata vigesimónico, se desarrolló a partir de la crítica a las elaboraciones marxianas –a veces desde posturas no tan críticas y tomando prestado de San Carlitos más de la cuenta– y para ello, echó mano de pensadores cardinales del XIX (Stirner, Darwin, Nietzsche, Schopenhauer, Baudelaire, Freud e, incluso, Malthus) y, desempolvó a otros olvidados (Godwin), reinterpretando sus producciones y reelaborándolas con matices propios; así continuó hurtando las contribuciones de infinidad de intelectuales del Siglo XX que aportaban nuevas concepciones acordes con la época desde diferentes ópticas político-filosóficas que auxiliaban el entendimiento del mundo de aquellos años (Camus, Goodman, Adorno, Castoriadis, Marcuse, Hannah Arendt, Lyotard, Derrida, Debord, Foucault, Deleauze, y un largo etcétera). Hoy, le toca al anarquismo contemporáneo otear nuevos desarrollos contrahegemónicos que nos llaman a salirnos del camino, perdernos y, sobre todo, a mantenernos perdidos.

Tal vez, un primer paso en esta dirección –contra el sentido del tráfico y la simulación del pseudoanarquismo positivo–, sea la apropiación (expropiación) de la «teoría del fracaso»; asumiendo al anarquismo como esa negatividad asociada a la informalidad, la inmadurés, el infantilismo, la irracionalidad, la improductividad, la ineficacia, la desorganización, la ausencia de futuro y todas esas «insuficiencias» que invoca el fracaso y que siempre nos han achacado nuestros enemigos. Asumir y practicar el fracaso nos llevará a abandonar la fe en el triunfo, a renunciar a los caminos rectos, a repudiar las ideas preenlatadas, a abandonar el sacrificio, a evitar la eficiencia, a olvidar el reconocimiento, a despojarnos del éxito, a prescindir de la esperanza, a detener las inercias; experimentando el fracaso como un rechazo absoluto del dominio, «una crítica de esas conexiones intuitivas que se dan dentro del capitalismo entre éxito y beneficio, y como un discurso contrahegemónico sobre la perdida».xi

El fracaso, la derrota y la pérdida, son las únicas herencias que el anarquismo nos ha dejado de una generación a otra, generando una potencia que se ha desencadenado desde la negación reafirmando la esencia de la Anarquía. A partir de esta reflexión, quizá podríamos comenzar a esbozar los primeros trazos de la prosapia de un anarquismo antisocial, parricida y antihumanista que teoriza y acciona en términos de negación del sujeto más que de su formación y, se proyecta por la interrupción del linaje más que por su continuación; siendo conscientes que toda prolongación sólo acarrea la repetición y la reproducción de todo lo que anhelamos destruir, manteniendo vivo un anarquismo cómplice de la persistencia del sistema de dominación, asegurándose la representación de los excluidos y subyugados para venderse como su única salvación.

Lo que nos lleva a rechazar ipso facto la propaganda y la violencia terrorista tal como se manifiesta en nuestros días, al quedar atrapadas en una violencia positiva motivada por fines instituyentes que se apartan de los propósitos anárquicos de no retorno. La violencia anárquica implica una violencia negativa mucho más radical y ferozmente destructiva que rompe con todos los estereotipos de lucha al negarse a reconstruir, rehacer, reproducir o repetir y; se consolida como potencia capaz de arrasar el exceso de positividad y exterminar todo lo existente; ajena a las motivaciones utilitarias (político-ideológicas), contraria a las mejoras económicas, las reformas, los cambios políticos y, las transformaciones sociales.

La posibilidad de cimentación de la negatividad anárquica sólo se robustecerá en una urdimbre multidimensional, informal y caótica, que haga posible converger y entrecruzarse todos esos hilos negros que hoy animan nuevos desarrollos teórico-prácticos correspondientes a nuestra presente historicidad. Desde el talante de la insurrección permanente aquí y ahora, con vocación parricida y cargado de negatividad radical, se abre paso un nuevo paradigma anárquico que ataca la realidad presente e incide en la actualidad, teniendo por fin el colapso civilizatorio. Instigado por una extensa galaxia de afinidades subversivas, esta potencia negativa cobra cuerpo interviniendo en un tiempo inédito, consciente que el pasado es sólo la simiente que nos dio vida, el cúmulo de experiencias y lecciones a extraer pero, jamás una camisa de fuerza que inmovilice nuestro accionar y nos impida andar por nuestros propios pasos. El pluscuampresente anárquico –Derrida dixit– carece de antecedentes. Habrá que labrarlo en actos que superen el ataque inocuo a los símbolos. Interrumpir, rupturar, desmantelar, derribar, cortar de tajo, demoler, incendiar, arrasar, es el meollo de una estética y una ética ácrata propia del proyecto de destrucción anárquico de nuestros días y, a la vez, una reafirmación consciente de nuestra esencia negativa. Que prevalezca la negatividad en pensamiento y acción, dependerá de la capacidad heurística de las y los cómplices de la Anarquía y, del vasto rechazo a las inercias y las «respuestas» oportunas, construidas desde las certezas militantes y la positividad instituyente.

La creencia en que esta crisis multifactorial se puede «solucionar» con un gigantesco estallido de «solidaridad vecinal» y «apoyo mutuo», equivale a darle cabida al pensamiento mágico en su forma más pura; significa admitir la más grotesca tergiversación de los conceptos, denota arriar nuestro trapo negro y, relegar al bidón de gasolina de nuestras prácticas presentes. Para nosotros la solidaridad y el apoyo mutuo implican afinidad y complicidad teórico-práctica y, reclaman cierta densidad de intercambios que evidencian ese sustrato común que nos anima. Por eso sólo se ejercen entre co-conspiradores que se reconocen y se asumen como tales. Obviamente, ante una hipotética insurrección generalizada, la solidaridad y el apoyo mutuo tenderán a generalizase entre los subversivos pero, fuera de esta excepcional circunstancia, todo apoyo degenera en caridad y filantropía. Lo que nos insta a plantearnos nuevas interrogantes –antes de arrogarnos respuestas– en torno a la vigencia de la inmutabilidad del fuego.

Durante la epidemia de peste de 1666 en Londres, entre el 2 y 7 de septiembre, la muchedumbre enardecida incendió 89 iglesias, 13 mil casas y, un número indeterminado de edificios públicos, almacenes de mercancías y centros manufactureros, incinerando cuatro quintas partes de la Ciudad, hecho que pasaría a la historia como The Great Fire.xii Las residencias de los poderosos también fueron saqueadas mientras el fuego iluminaba las noches. Los cautivos de la Prisión de Fleet serían liberados y sus instalaciones quedarían reducidas a cenizas.

A sólo cuatro años de la pandemia de gripe española, también conocida en Japón como «gripe del Sumo» o la «pandemia de la era Taisho» –que dejó incontables muertes y grandes penurias a causa del prolongado confinamiento–, tuvo lugar el «Gran terremoto de Kantõ» cobrando la vida de más de 150 mil personas el primero de septiembre de 1923. Un sismo de casi 8 grados en la escala Richter que devastó las ciudades de Tokio y Yokohama y, las prefecturas de Chiba, Kanagawa y Shizuoka. El fuerte movimiento telúrico también provocaría un tsunami con marejadas de 12 metros de altura que inundaron toda el área costera de la Bahía de Sagami y, el desbordamiento del río Sumida, ahogando a cientos de personas. El tsunami, además afectaría la Península de Izu, la península de Boso y la isla de Oshima, incrementando el número de víctimas mortales. El impacto del primer temblor, así como sus casi sesenta réplicas, destruyó fábricas y hospitales, aplastando a trabajadores y pacientes. La brutal sacudida derribó postes de electricidad electrocutando a decenas de transeúntes. Las tuberías de gas quedaron despedazadas, suscitando incendios repentinos en toda la ciudad de Yokohama y más de la mitad de Tokio; el fuego se propagaba intensamente con los fuertes vientos del norte intensificados por un tifón que azotaba la península de Noto. Como siempre ocurre en estas catástrofes naturales, los más castigados fueron los habitantes de los cinturones de miseria: caseríos enteros asentados en las colinas fueron barridos por los deslizamientos de tierra y arrastrados hacia el mar. Aprovechando el caos absoluto y el descontento en los sectores asalariados, los anarquistas japoneses nucleados en torno a la publicación Rodo Sna, en coordinación con compañeros anarquistas de origen coreano residentes en territorio nipón, pusieron en práctica un aguerrido proyecto insurreccional. La oportunidad era perfecta para extender el ataque a la dominación y provocar una insurrección generalizada en el espíritu de «La Gran Revuelta» de 1905. Con este objetivo realizaron ataques incendiarios contra edificios gubernamentales, bancos, almacenes y otras oficinas del sector comercial e, hicieron estallar –con la ayuda de independentistas coreanos– el arsenal militar de la Armada Imperial Japonesa en la base naval de Yokosuka, ubicada en la vecina perfectura de Kanagawa. Como era de esperarse el accionar insurreccional anárquico contó con la feroz represión de las autoridades japonesas en colaboración con los sectores reaccionarios de la sociedad nipona y los agrupamientos paramilitares nacionalistas que no sólo asesinarían con lujo de violencia a decenas de compañeros y sus familiares sino que desatarían una cacería xenófoba que exterminó a miles de coreanos y chinos residentes en Japónxiii.

En el contexto de la actual pandemia y con el telón de fondo de la «nueva normalidad» impuesta por la necropolítica del capitalismo hipertecnológico –con su consecuente proceso de histéresis en curso–, es muy probable que la más mínima chispa incendie la pradera y produzca una cadena de revueltas furibundas alrededor del mundo. Estas manifestaciones violentas podrían escenificarse primero en las megametrópolis de las denominadas «veinte economías más fuertes» y, viralizarse, por efecto contagio, alcanzando los más remotos parajes del planeta. Evidentemente, este breve lapso de desobediencia civil será una experiencia inédita de ruptura que generará una radicalización de la protesta, con prácticas e iniciativas destructivas sin añoranzas utópicas, que bien podría gravitar en próximas pulsiones anticivilización en el futuro inmediato. Sin embargo, no nos cabe la menor duda que mucha de esta rabia también estará motivada por la desesperanza y la nostalgia por el ancien régime y la vieja normalidad de esclavos asalariados; lo que seguramente atrairá a los buitres redentores de todas las religiones, a los pacificadores en defensa del civismo, a los pestilentes partidos electoreros y, a las entelequias ideológico-catequizadoras (de izquierda y derecha), intentando capturar esta tensión nihilista y sumar a los caídos al martirologio. Empero, si este escenario se concreta, una vez más no le temeremos a las ruinas y empuñaremos la tea anárquica con el viento a nuestro favor, atentos que no quede piedra sobre piedra, conscientes que no hay nada que reconstruir.

Gustavo Rodriguez,
Planera Tierra, 22 de mayo de 2020
(¡con Mauri en el corazón!)

Extraído del folleto «Covid-19: la anarquía en tiempos de pandemia», Rodríguez, Gustavo, mayo 2020

1. Halberstam, Jack, The Queer Art of Failure, Duke University Press, 2011 (Traducción al castellano, El Arte del fracaso, Egales Editorial, Barcelona-Madrid, 2018).

2. Ibíd. p. 13.

3. Íd.

4. Ibíd. p. 15.

5. Vid, Its going down, disponible en https://itsgoingdown.org/c19-mutual-aid/ (Consultado 21/5/2020). Sobre el tema también es recomendable echarle un vistazo a la nauseabunda «Guía anarquista» de Crimethinc, disponible en: https://es.crimethinc.com/2020/03/18/sobreviviendo-al-virus-una-guia-anarquista-capitalismo-en-crisis-totalitarismo-en-ascenso-estrategias-para-la-resistencia (Consultado 21/5/2020).

6. Vid., https://www.jeffcomutualaid.com/

7. Edelman, Lee, No Future: Queer Theory and the Death Drive. Duke University Press, Durham, North Carolina, 2004 (Traducción al castellano, No al futuro. La teoría queer y la pulsión de muerte, Editorial Egales, Barcelona/Madrid, 2014).

8. Baeden Nº 1, A Journal of Queer Nihilism, disponible en: https: //theanarchistlibrary. org/library/baedan-baedan (Consultado 21/5/2020).

9. Íd.

10. Por momentos, Edelman se queda un poco atrás y se resguarda tras Halberstam, como esperando que este saque la cara si llegara a ser necesario.

11. Halberstam, Jack, Op. Cit., p. 23.

12. Vid., Defoe, Daniel, Diario del año de la peste, Verbum, Madrid, 2016.

13. El asesinato del compañero Sakai Osughi, su compañera Noe Ito y, su sobrino (de tan sólo siete años), entre otros masacrados pertenecientes a la asociación obrera Yun Rodo Kumial y al grupo Rodo Sna, sería reivindicado un año después por un grupo de anarquistas de praxis que emprendieron una cruzada de ataques explosivos contra bancos y autoridades del gobierno a lo largo del país. El fallido atentado al general Fukuda, a manos del compañero Kiutado Uada, sería el motivo ideal para desatar una nueva ola represiva contra el anarquismo nipón. Varios compañeros serían condenados a severas penas de cárcel. El compañero Futura, que había estado implicado en los atentados dinamiteros, también fue arrestado. Poco después moriría en la horca el 15 de octubre de 1924. El «anarquismo positivo», rápidamente lo incorporó al altar de los beatificados, junto a Osughi, la compañera Ito y demás luchadores caídos, pasando a la historia como los «Mártires de Tokio», tras haber sido sometidos al mismo ritual de «purificación» de los «Mártires de Chicago» y, nuestros queridos Sacco y Vanzetti. La difunta Federación Anarquista Japonesa y algunos cagatintas libertarios –como Tomás Gracia (alias, Víctor García)– se encargarían de engordar el mito y remolcarlo hasta nuestros días, ocultando su legado y negando la natural negatividad del accionar anárquico .

(México) Reporte de disturbios contra la policia el 8 de junio y breve reflexión -Fotos y videos-

Unos días después de los actos de protesta vandálicos ocurridos en Guadalajara, San Luis Potosí, Ciudad de México y Xalapa con motivo de la brutalidad policiaca y el asesinato de Giovanni López, las movilizaciones vuelven a replicarse en Ciudad de México, Guadalajara y Xalapa.

GUADALAJARA TERCERA JORNADA DE PROTESTAS (6 DE JUNIO)

Una tercera jornada de protestas ocurrió en Guadalajara cerca de 400 personas se manifestaron en la glorieta de la Minerva en el centro de la ciudad y avanzaron en la avenida Vallarta-Juarez, se realizaron pintas y hubo algún conato de violencia al terminar el recorrido que no pasó a mayores. El gobierno del Estado Enrique Alfaro se ha caracterizado por su brutalidad policiaca y nos recuerda la brutal represión vivida el 28 de mayo en la lucha antiglobalización en el 2004 contra el ALCUE. La desaparición de detenidxs, los abusos sexuales y las torturas se mantienen.

DISTURBIOS EN CIUDAD DE MÉXICO (8 DE JUNIO)

Los ánimos incendiaros se recargaron luego de la paliza que recibió una compañera Melanie en los disturbios del 5 de junio durante el llamado a concentrarse en la Embajada de Estados Unidos. Quien no vio la madriza en vivo pudo ver las fotos en internet y acudió a la convocatoria de acción. Subiendo el tono anti-policial manifestantes marcharon armados con varillas, cohetones, desarmadores, martillos, latas de aerosol por Paseo Reforma derrumbando vallas, atacando monumentos, vandalizando instalaciones de KFC, del Hotel Fiesta Americana, Banco de México, cámaras de vigilancia tanto privadas como públicas (C5), provocando saqueos y dejando en la calle a libre acceso montones de productos que se extrajeron de las tiendas, una de las tiendas más afectadas fue la de la marca “adidas”, en el Hemiciclo Juárez se derribaron murallas, y fueron atacados y amedrentados diversos reporteros de la prensa.

Una nota escrita por el periodista Hector de Mauleón (atención con esto) fechada el 11 de junio del periódico Universal dio a conocer nombres y apellidos de varixs compañerxs e incluso enunciando el curriculum delictivo y político de cada uno, demostrando una vez el papel cómplice de la prensa con y porque se les debe de atacar durante y fuera de las manifestaciones.

DISTURBIOS EN XALAPA (8 DE JUNIO)

Se convocan dos marchas una pacífica y otra con insinuaciones de acción directa. La manifestación recorrió la avenida Avila Camacho hasta llegar al centro de la ciudad, destruyendo todo símbolo capitalista, estatal y religioso. Fueron atacadas por grupos de personas vestidxs de negro y encapuchadxs diversas sedes de bancos, tres iglesias fueron dañadas grafiteadas y destruidos sus vitrales, puertas y estatuillas de ídolos religiosos en su interior, las oficinas del Diario de Xalapa fueron atacadas con fuerza, diversos centros de especulación y tiendas de empeño fueron destruidos, al igual que el palacio de gobierno donde prendieron fuego a una puerta; un edifico de la policía (SSP) fue de igual manera rabiosamente vandalizado y en el punto final de la marcha, destruyeron en la plaza principal unas letras ornamentales de Veracruz y se prendió fuego a un muñeco representando a un policía. Se recordó a parte de a Giovanni López, de Carlos Andrés Navarro y George Floyd, a activistas veracruzanos asesinadxs como Nadia Vera, Rubén Gonzales, al anarcopunk oaxaqueño Salvador Olmos, así como reivindicaciones feministas y anarquistas.

BREVE REFLEXIÓN

Ante todas estas expresiones de violencia contra la policía y la normalidad es importante recalcar que una perspectiva anarquista consecuente no se puede limitar a luchar coyunturalmente y monotemáticamente por un hecho particular de brutalidad policiaca, como en este caso lo desencadeno la difusión por redes del asesinato de Giovanni López en Jalisco, ya que no es ni será la primera muerte perpetrada por el Estado y la policía, no es el único hecho que indigna; en México esto es el pan de cada día, y aunque la policía actuara con apego al estado de derecho la combatiremos, estamos en contra del Estado, el capital, su civilización y la nueva normalidad a la que nos quiere acarrear. Si los familiares que piden justicia a los mismos policías y gobernantes que asesinaron a uno de los suyos, solapandolos y repudiando los actos de vandalismo y el anarquismo violentamente propagado, esto nos debe de ayudar a quitarnos el velo de “héroes del pueblo”, para poder comprendernos como unxs verdaderxs vandalxs y delincuentes (muy a nuestra manera) desencantadxs del mundo y la sociedad actual, en busca de una dignidad negadora de lo existente que plante cara a lxs opresores. Estamos acostumbradxs a ser ninguneadxs y señaladxs, y mejor que sea así, el día en que las masas consumidoras nos comiencen a aplaudir algo estaremos haciendo mal. Ni las pugnas entre poderosxs ni la ignorancia ciudadana podrán salir de la narrativa conspirativa de la pugna entre partidos políticos: Que somos pagados por lxs conservadores para desestabilizar el gobierno del AMLO, que si somos porros, que si AMLO está detrás de las marchas, que esto es otra vez la mano negra del PRIAN, etc.…La estupidez vistiéndose de politólogo. Nunca llegaran a comprender la esencia de la vieja frase de «nuestros sueños no caben en sus urnas», ni mucho menos “el mundo que llevamos en nuestros corazones”, y aún menos “la negación de lo existente”.

Así que:

¡Ninguna agresión sin respuesta!
¡Solidaridad y complicidad!
¡No nos sumaremos a sus suplicas de justicia, no lameremos botas!
¡Contra el reformismo y el ciudadanismo!
¡Por la propagación del ataque a la autoridad!
¡Frente a su nueva normalidad: nuestra eterna e irreductible anarquía!
¡Aprovechemos los disturbios para robar en beneficio de nuestros proyectos!
¡Contra el secuestro voluntario: salud y conspiración!
¡Que la pandemia no te encarcele ni física ni mentalmente!
¡Por la extensión del conflicto: No al tren Maya ni a cualquier nuevo emprendimiento del poder y la tecno-industria!
¡ACAB!

Guadalajara:

Ciudad de México:

-Videos-

https://www.youtube.com/watch?v=DZRpbycR9ks&feature=emb_rel_pause

https://youtu.be/DZRpbycR9ks

https://twitter.com/i/status/1270089679216324618

Xalapa:

-Videos-

https://www.youtube.com/watch?v=X7whRs8vkXM

https://youtu.be/XAG3v9GSnGI

https://www.youtube.com/watch?v=zdD1UnsnLFI

(México) Fuego y disturbios en diversas ciudades de México contra la represión policial -Fotos y Videos-

Fuego y disturbios en diversas ciudades de México contra la represión policial

Asesinato de Giovanni y protestas en Guadalajara (4 de Junio)

Haciendo suma al clima internacional ocasionado no solo por la pandemia, sino a una crisis sistemática y civilizatoria que utiliza el covid-19 como pretexto para recrudecer la dominación social, y a solo unas semanas de la conmoción por las revueltas estadounidenses provocadas por el asesinato del afroamericano George Floyd a manos de policías supremacistas, se difunde por las redes uno de los tantos casos de violencia policial a los que estamos acostumbrados en México. Se trata de un video que muestra la detención de Giovanni López, un albañil que fue golpeado y asesinado por policía mientras se encontraba sentado en la calle sin portar cubre bocas, en el municipio de Ixtlahuacán de los Membrillos en Jalisco, el 4 de mayo del 2020. El jueves 4 de junio el centro de Guadalajara se vuelve escenario de una ardiente protesta que terminó con dos patrullas incendiadas, pintas en las paredes, destrucción de propiedad gubernamental. La policía atacó con gases lacrimógenos a las multitudes y la jornada terminó con más de una veintena de detenidxs. La opinión pública ciudadana saltó de indignación cuando uno de lxs manifestantes, embozado roció con gasolina a un policía motorizado y le prendió fuego con un encendedor.

Hay que aclarar que el gobierno de Jalisco, decidió optar por medidas policiaco-administrativas contra la población so pretexto de cuidar a la ciudadanía; esto se va sumando a un clima de militarización camuflada como optimización de los cuerpos policiacos en todo el país.

Destrozos en Ciudad de México (5 de junio)

El viernes 5 de junio las protestas se replican en Ciudad de México con una convocatoria en defensa del movimiento antifascista en contra de su designación como “grupo terrorista” en Estados Unidos y en respuesta al asesinato de George Floyd en Minneapolis y Giovanni López en Jalisco. La convocatoria llamaba a protestar afuera de la embajada de Estados Unidos donde anarquistas y antifascistas se reunieron de manera combativa saqueando, atacando con martillos, piedras, petardos y bombas molotov comercios y dependencias gubernamentales, propiedad pública, estaciones del metrobus y confrontando directamente a la policía y repeliendo a la prensa, dejando su caótica huella a lo largo de la Avenida Reforma. Redes sociales difundieron una golpiza propinada a una compañera, quien fue ingresada en un hospital, no estando en calidad de detenida.

 

Segunda jornada de protestas en Guadalajara (5 de Junio)

De nueva cuenta en Guadalajara, el mismo 5 de junio se realizó tres marchas para exigir justicia por el caso de Giovanni en distintos puntos de la ciudad, Palacio de Gobierno, la Casa Jalisco y Fiscalía del Estado ubicada en la calle 14, se registraron detenciones ilegales de gente mientras acudía a los llamados; varios de lxs manifestantes fueron subidos a camionetas sin placas y se reportan como desaparecidxs. Agentes policiales vestidos de civil se hacen ver por los puntos rojos. Otros reportes afirman que camiones de trasporte público eran detenidos por policías quienes arrestaban a todo quien tuviera pinta de manifestante. Se reportan también ataques a patrullas, grafiti y bloqueos.

Las acciones se extienden hasta Veracruz y más muertes por la policía (5 de junio)

Entre todo este álgido escenario, empieza a circular por redes otro caso de brutalidad policiaca, está vez en Xalapa, Veracruz, donde un conocido serigrafista parte de la comunidad hip-hop Carlos Andrés Navarro alias “El área” es detenido y golpeado para después morir en los separos de la comisaria. Se difunde un video en el que se muestra a Carlos Andrés acorralado por policías, mientras gritaba “¡Auxilio, me quieren secuestrar!”.

La madrugada del 5 de junio un grupo de desconocidxs salen a poner una barricada incendiaria afuera de la casa donde 5 años atrás, el 5 de junio del 2015 fueron agredidos por un grupo para-policial, un grupo de estudiantes-activistas, entre lxs que se encontraba una policía infiltrada quien fuese la única que salió ilesa. Sobre la casa colgaron una lona donde había consignas reivindicando a George Floyd, Giovanni López, Oliver y a Andrés Navarro. Con consignas contra el racismo y un FUCK THE POLICE.

También en San Luis Potosí prendieron fuego (5 de Junio)

Convocada una marcha ahora en San Luis Potosí, la movilización inició en la Plaza de Armas y se dirigió al Congreso Potosino, el cual fue blanco de disturbios y vandalismo por una parte del contingente. Haciéndose presentes las siglas ACAB (All Cops Are Bastards) en las paredes tanto del Congreso como de la Fiscalía, donde fue incendiada una patrulla de la policía municipal de Soledad. Se reportan detenidxs.

 

¡En Estados Unidos, México, Chile, Indonesia, Italia, Grecia, Francia y cualquier rincón del mundo el enemigo es el mismo: El Estado/Capital!

¡Fuego a la Policía!

¡Contra el Alza del racismo, el fascismo, el conservadurismo, el sexismo, los feminicidios y toda autoridad!

¡Organízate, Ponte la Capucha y Ataca!

¡Alto a la militarización de nuestras vidas, abajo la dictadura global pandémica!

¡Que no apaguen nuestra rabia!

¡No queremos procesiones ni carnavales, haremos revueltas salvajes!

¡Que se ilumine la noche!

Guadalajara:

https://youtu.be/izsinVm5Y_s

 

Ciudad de México

https://youtu.be/fbPSkMNDmNY

https://youtu.be/Aa-FJQ4SLg4

https://youtu.be/4IGripSkzhU

 

 Veracruz

https://youtu.be/wKya09J7sDk

 

San Luis Potosi

(Bs As Argentina) NI aislamiento ni sumisión: insurrección anarquista

«No me hables
Mas del fuego
Yo soy parte
Del incendio»

(A)nonimo…

No nos confinamos una mierda, a eso que ni lo sueñen… Queremos el fin de esta dictadura fascista planetaria. No esperamos nada y salimos a atacar nuevamente. Decidimos hacerlo, al cumplirse medio año de iniciada la revuelta salvaje, en el hermano territorio que ya no domina el estado $hileno. Y tambien fue para recordar a los 19 campesinxs -del MST- asesinadxs por militares del ejercito bra(ss)ileño el 17 de abril de 1996, por reclamar tierra y libertad. A partir del hecho se conmemora, en todo el mundo, el Dia Internacional de Lucha Campesina. La masacre aun hoy continua siendo impune.

Haciendo caso omiso a la «cuarentena», y desafiando la amenaza de ser encarceladxs por lxs esbirrxs del sistema, emergimos de las sombras (en una accion nocturna rapida y coordinada) pegandoles fuego a cuatro contenedores de basura en medio de una avenida desierta de un pueblo en provincia de Malos Aires. Teniamos planeada otra ofensiva mas contundente, pero debimos abortarla por cuestiones de seguridad. Ya se daran las condiciones!. Fue hermoso verlos ardiendo al unisono. De regreso a nuestras tiendas festejamos escuchando el nuevo disco de lxs compañerxs de la Lira Libertaria.

Se aproximan tiempos propicios para acelerar la destruccion, de todo lo que nos oprime y mata. Que no se diga tampoco -de este lado de la cordillera- que nos quedamos en casa «Esperando a Godot»: la Libertad, es algo que se conquista; no algo ya dado, por nada ni nadie. Es para quien la merece… Los motines en las carceles se extienden y comienzan las protestas en psiquiatricos. Los geriatricos son campos de concentracion y exterminio. Somos todxs prisionerxs de este gigantesco y horripilante panoptico, que se resquebraja dia tras dia. Se avecinan negras tormentas furiosamente anarquicas.

Cada año mueren de hambre, mayormente en Afrika, unas 9.000.000 de personas -tres cuartas partes son niñxs menores de 5 años- y no pasa nada. Ni hablar si contamos los suicidios, «accidentes» laborales, femicidios, civiles en guerras, sobredosis de drogas, gatillos «faciles» etcetera… Es decir que esto del famoso virus es una gran FARSA: el enemigo no es para nada invisible. El enemigo (la Pandemia) fue y es el estado y el capitalismo genocida que nos somete hace miles de años… La unica solucion real es la Revolucion Social Global contra todo poder, contra toda jerarquia: construyamosla…

ADELANTE CON LA INTERNACIONAL NEGRA
ARMATE Y SE (HERMOSAMENTE) VIOLENTX
DESTRUIR EL SISTEMA ES AMAR LA VIDA

CELULA PAMPA LIBRE – FRACCION FAI/FRI

Chile: Perspectiva anárquica frente a la pandemia-coronavirus

En la tarde de un viernes especialmente caótico, Piñera inaugura la pandemia en cadena nacional. Desde principios de marzo que el miedo al virus ha entrado de a poco a la conversación: entre la agitada vuelta a clases que busca ser una réplica (cual terremoto) de la revuelta de octubre, las masivas manifestaciones feministas, la radicalización de los sectores reaccionarios y la inminencia del plebiscito, cada vez toma más protagonismo.

La situación internacional no es menos compleja. El año pasado dio comienzo a una nueva oleada mundial de revueltas contra la normalidad capitalista, y la tan manoseada «institucionalidad» parece estar colapsando por donde se le mire, dejando lugar no solo a la creatividad insurgente si no que también (y nunca tan fácilmente diferenciables) a populismos y fascismos de todo tipo.

La economía lleva tiempo perdiendo velocidad, pero la guerra comercial entre dos potencias en decadencia, la subida manufacturada del precio del petróleo, y la paralización provocada por el coronavirus, construyeron la tormenta perfecta para dejar a la bolsa y a su enredo de ficciones especulativas en caída libre.

Es en este contexto que la enfermedad llega a nuestro territorio, con el estado de excepción todavía fresco en la memoria. Comienza en el barrio alto, y casi nos alegramos antes de recordar que no serán ellxs lxs primerxs en sufrir sus consecuencias. El gobierno, siempre tarde, anuncia sus medidas. Claramente no son suficientes, y su único objetivo es asegurar la libre circulación de capital. Algunxs (lxs mismxs que ven montajes en cada esquina) susurran que es una estrategia para cancelar el plebiscito, al parecer tan peligroso. Pero nosotrxs estamos clarxs que fachx inteligente vota apruebo, y que la incompetencia del gobierno no requiere más justificación que sus propios intereses de clase.

Sin embargo, ya hemos visto como se ha desarrollado la situación en otros países con una etapa más avanzada de infección. En las calles de China, Italia y otras partes del mundo se han desplegado simulacros de insurrección, de guerra urbana, de estado de excepción absoluto, con distintos niveles de éxito. El estado chino, famoso por su capacidad represiva, concentró todos sus esfuerzos en la contención de la zona cero pero, haciendo malabares para mantener su economía a flote, dejó a sus gobiernos regionales con la libertad tanto de retomar la producción como de instaurar leyes absurdas para sostener la cuarentena. Más allá de esto, ha sido lejos el país cuya cuarentena ha sido más eficiente y efectiva (ni hablar de Estados Unidos, cuya política pública se reduce a taparse los oídos y gritar fuerte).

El caso italiano es notable, más que nada, por la resistencia a las medidas de cuarentena y de «distanciamiento social», eufemismo nefasto que se refiere al autoaislamiento, a la precarización forzada disfrazada de «tele-trabajo», al acaparamiento de bienes esenciales y a la negación de cualquier forma de comunidad. Cuando a lxs presxs (hacinadxs e inmunocomprometidxs desde siempre) les prohibieron las visitas, comenzó la revuelta carcelaria más grande de este siglo: 27 cárceles tomadas, múltiples muertxs, policías y gendarmes secuestradxs y cientos de presxs fugadxs.

En territorio chileno, la situación es incierta. Farmacias y supermercados que hace poco fueron saqueados, pronto estarán desabastecidos debido al pánico generalizado. El transporte público, campo de batalla permanente desde el inicio de la revuelta, pronto será evitado como la peste. El gobierno ya prohibió las concentraciones de más de 500 personas, pero a estas alturas quien chucha escucha al gobierno. Los milicos, que suponemos se han negado a salir nuevamente para guardar la poca legitimidad que les queda y poder conservar sus privilegios en una nueva constitución, no tendrán tanto pudor si pueden disfrazar su accionar de salud pública. La salud pública de verdad, por otro lado, pesa menos que un paquete de cabritas. Y no tenemos idea de que vaya a pasar con el plebiscito.

Si en otros lugares la pandemia fue un ensayo de insurrección, aquí la insurrección parece haber sido un ensayo de pandemia y de crisis económica. Mantengamos viva la llama de la revuelta, y organicémonos para sobrevivir.

A continuación, esbozaremos algunas medidas que consideramos dignas de generalizarse, más una inspiración que un programa:

-El saqueo y la redistribución organizada de bienes básicos.

-La utilización de tomas estudiantiles como centros de acopio, albergues para aquellxs sin vivienda y, por supuesto, focos de combate callejero.

-El boicot de cualquier forma de trabajo o estudio a distancia, que la cuarentena devenga huelga general.

-La liberación inmediata de todxs lxs presxs como demanda central.

-Evasión masiva en las clínicas privadas, atención libre para todxs.

-Huelga de arrendatarixs, toma de casas vacías.

¡La capucha es la mejor mascarilla!
¡Evade el aislamiento del capital!
¡Niega la inmunidad como dispositivo policial!
¡La crisis es una oportunidad, cuida tu piño y ataka!

Argentina: El impetuoso germinar de la anarquía

«…Luz en la sombra
A cuidarse el enemigo
Que solo desde ese antiguo lugar
Podia salir la piedra basamento
Que se extiende desconquistando
Este terreno llamado
Nuestra amada America
Y si es preciso en el futuro
El nombre se lo cambiamos.»
Sergio Terenzi (el Urubu)

I. (A) MODO DE INTRO

El puñado de reflexiones que siguen nos han brotado casi sin proponernoslo. Son un aporte mas para el debate de los asuntos que nos con-mueven; un pequeño parate en el agitado camino que transitamos. Es bueno compartir visiones sobre lo que nos preocupa y echarlas cual botella al mar… Tal vez sirvan para fertilizar la siembra y/o afilar herramientas aptas para adelantar en la realizacion de lo que soñamos… A todxs lxs guerrerxs de praxis un sincero abrazo desde la region que no logra dominar (como quisiera) el autoproclamado estado Sargentino. Que florezcan 1000 nuevas rebeliones.

II. DE SERES Y DE HACERES

No subestimamos ni nos burlamos, de tantisimas culturas paganas ancestrales que situan, en estos tiempos actuales, las señales de una decadencia inevitable en todo el mal-tratado y agonizante planeta azulado que habitamos. Y no lo hacemos (entre otras cosas…) porque mas alla de misticismos y conspiranoias, la cruda realidad nos demuestra que esto ES asi. Sentimos el vertigo de los acontecimientos en nuestra piel; y consideramos que se trata de una «profecia autocumplida». Nos negamos a mirar para otro lado ya que seria alienante. La pregunta es mas bien: nosotrxs que hacemos?.

Lo primero es dejar claro quienes somos. Somos amantes desenfrenadxs de la anarquia, mas alla de los «ismos» y las multiples tendencias hacia ella el objetivo es la liberacion total o, en su defecto, una aproximacion siempre mutante e imperfecta que nos acerque, lo mas posible, al hermoso Ideal. Siempre des-territorializando las luchas; y buscando el punto de fuga ante los embates del enemigo… Sabiendo que la solucion de los problemas que nos aquejan esta en nuestras manos, cualquiera puede ser unx «David derribando a Goliat». Nada de sentirnos derrotadxs: antes empezar la batalla!.

El llamado insurreccionalismo no es algo nuevo, ni una opcion suicida; ni una huida hacia adelante de una «pandilla adolescente tardia» sin analisis de situacion condenada (de antemano), a no provocar reacciones en cadena. Es una via valida que, en muchos rincones del globo, esta estallando como la polvora cuando seca. Las persecuciones y detenciones de compañerxs no solo que no nos precipitan al inmovilismo y al ostracismo; sino que hacen mas firme al respuesta de otros grupos, que pasan de indiferencias y cobardias, mejorando (y propagando!) nuevos metodos de afrontar la represion.

Tenemos que asumir que el enfrentamiento que propiciamos no es un «camino de rosas»; y estar bien preparadxs para soportar sus consecuencias… Se ha visto a muchxs compas que se han quebrado, ni bien fueron secuestradxs por lxs esbirrxs del poder. Pero tambien, a aquellxs que se volvieron mas radicales y combativxs aun desde que les detuvieron; y desde las mazmorras no solo nos regalan palabras y bellos gestos, sino que tambien son propagandistas eficaces para otrxs que desconociendo la Idea, la abrazan en las prisiones y (cuando son liberadxs) se suman en las luchas callejeras.

III. CONTAGIANDO LA REVUELTA

La «sensacion de indefension» que creen haber instalado, en nuestras tiendas afines, no es mas que eso. Nos corresponde darle la vuelta; y recordar (sobre todo recordar-nos) que lo que se viene abajo, estrepitosamente, es SU sistema de opresion capitalista mundial. Mientras tanto, de lo que trata este humilde escrito, es de como acelerar su caida; sin sucumbir ni ser arrastradxs en la debacle… Para esto no existen formulas infalibles ni manual de uso para todxs; avanzamos -por ensayo y error- aprendiendo (con cada accion de ataque y repliegue) mucho mas que con mil devaneos teoricos.

Mas complejos y apabullantes se vuelven los «mecanismos de control», mas puntos debiles presentan, si los sabemos detectar. Alli debemos dirigir los primeros golpes haciendolos colapsar desde su raiz cuando -y como- menos lo esperan. Para dar solo dos ejemplos: los tendidos electricos pueden ser saboteados, creando las condiciones justas para perpetrar nuestro ataque añadido… Una sola cerilla, arrojada en el lugar correcto, puede incendiar un mar de maquinarias o de instalaciones, como ya ha sucedido en incontables ocasiones. La imaginacion contra el poder es creadora de su destruccion!.

Cierto es que hemos acertado bastante, en los ultimos años, en cuanto a la proliferacion de webs de contra-informacion que publican, y traducen, las cada vez mas numerosas acciones contra objetivos de todo tipo; y eso da aliento al desaencadenamiento de muchas otras. Intentemos hacer visibles los comunicados de reivindicacion internacionalizando las ofensivas, pues ello nos hace mas conscientes de los logros obtenidos en la Guerra Social y, compartiendo metodos y tacticas varias, alimentamos su reproduccion. La comunicacion (fluida) entre nosotrxs es saludable: no renunciemos a ella…

Si en algo somos indiscutible e irremediablemente anarcxs, es en la profunda conviccion de que la Voluntad humana es inquebrantable; y que todo lo que nos propongamos con el corazon, hallara la forma de materializarse horizontal y armonicamente. Multitud de laboratorios de metamorfosis hay en marcha en cantidad de sitios. Son hostigados de manera obsesiva (como en el caso de Exarcheia) y aun resisten e, incluso, se fortalecen. El poder es paranoico por naturaleza: sabe que poseemos las armas mas letales concebibles. Es decir un arsenal de virus libertarios que son fuente de «contagio».

IV. CONTRA TODA INSTITUCIONALIDAD

Es hora de gritar a voz en cuello que la auto-organizacion espontanea y solidaria, en medio de las ruinas de la Matrix, no solo es posible sino palpable como afirmamos desde siempre. Y ademas es preciosa!. La estamos viendo y viviendo entre cada vez mas entusiastas participes, de distintas edades y procedencias interconectando la conflictividad permanente y por doquier… Los partidos, sindicatos y demas pestes traidoras-negociadoras no pintan nada cuando todo arde; y sus sucias/execrables estrategias tambien. Ni sociales ni insociales ni socialistas ni antisociales. Mas sencillo: SINGULARES.

Nada de planificaciones utopicas para proyectar lo «porvenir»: somos esa porfiada negacion del presente de mierda que padecemos; no tenemos idea de lo que vendra y no nos preocupa, pues en cada sitio lxs complices resolveran lo que haga falta al calor de las circunstancias. Nuestro plan, es que no tenemos ninguno -aparte de reventarlo todo!- y no permitir el surgimiento de nuevas instituciones sobre las ruinas de las que derribamos; porque ya fue suficiente lo que nos demuestra la Historia: cambian los nombres, los discursos y los sistemas para que en el fondo, nada cambie en absoluto.

El Enemigo?, es el Miedo. Miedo de no tener en vista ni siquiera QUE es el enemigo, y no quien/es… Pero expliquemoslo: es tarea del sistema, hacer que nos creamos culpables de los males que producen infelicidad. El modo mas eficaz de someternos, es injectando dosis crecientes de «mea-culpa». Hace dos mil años un protoanarquista (Jesus el Cristo) intento literalmente prenderle fuego a dicho argumento; y ya sabemos como acabo el cuento. Lo mas impresionante del asunto fue como, en occidente, se logro desfigurar su mensaje, hasta el punto de dejarlo irreconocible para las mayorias…

Lo politicamente correcto nos da nauseas, porque somos enemigxs acerrimxs de la politica. La «neurosis de el/la buenx militante» no nos compete, ya que nos repugna la palabra militar. Los comunismos yacen moribundos. Cada vez se habla mas en ambientes de intelectualillxs, acerca del reemerger de lo anarquico. Para ellxs se trata de un «fenomeno a diseccionar», paso previo a controlar y desactivar… Para nuestro agrado no entienden nada de lo que somos, porque no hay nada que entender. Sus jodidas uni-versidades no captan nuestras di-versidades. Y seran pasto de las llamas tambien…

V. EL NAUFRAGIO COMO UNICO DESTINO

Ante todo, nada de dogmas, ni castrantes ideologias. Mucho menos el erigir nuevas iglesias (horror!) en nombre de la anarquia, sino construir Aldeas hermanadas heterodoxas y autogestivas; o al menos alguna que otra TAZ donde experimentar/nos como risueñas micro-hermandades-subversivas…
Asi lograremos reapropiarnos de la inocente magia de lo humano; paso previo al entretejimiento de complicidades enamoratrices, que nos preparen y nos lancen de lleno al ataque, cuando la necesidad de defenderlas se transforme en urgencia. O podemos ser ermitañxs del bosque mientras existan.

Nos gusta mucho ser alentadores/as de la eclosion de lazos afines vivenciales, mientras sea espontanea y furiosamente antijerarquica, por supuesto!. Tambien nos seduce el nihilismo individual como ingrediente potenciador de lo acratico; si las singularidades «ariscas» a lo comunitario en un tiempo y lugar concretos asi lo perciben, ya que -como sea- todo es reversible y cambiante; porque de eso se trata la libertad en la que nos afirmamos… Cosas incomprensibles desde fuera de nuestra (A)cracia por mas proclamas de «libertad, igualdad y fraternidad» que repiten -lxs izquierdistas- son hipocritas.

Ahora nos toca a lxs antiautoritarixs arrancar (no tomar) el timon de la historia; y navegar oceanos piratas de pasiones ardientes e irreverentes a mas no poder, siempre en contra de las corrientes reencausadoras que intentan pilotear nuestros sueños felinos, tenaces, psicoactivos. A mordiscos vamos arañando esos fantasmales «futuros» de diseño que no nos logran imponer. Estamos en todas partes. Somos la pesadilla de una civilizacion prozombie que se envilece, dia a dia, cavando su propia fosa. Es de alli de donde se alimenta nuestra fuerza salvaje, indomable. De los restos de su total fracaso.

Somos poesia anti-policia. Y bombas de conciencia. E ideales incorruptibles. ACAB!, escupen las paredes. Somos el 99%: no lo olvidemos compañerxs. En $hile (a eso NADIE lo preveia) hay una Guerra en curso, que tiende a intensificarse y fructificar/se. Apoyemos a lxs valientes guerrerxs que le dan cara al combate haciendo tambalear al leviatan neoliberal que asfixia pero no sofoca. De eso queriamos hablar opinamos que es importante apuntalar y contagiar solidariamente las revueltas en curso; y a la vez desencadenar otras rizomaticamente. Por eso, nos unimos a LA INTERNACIONAL NEGRA.

VI. LA DESTRUCCION ES URGENTE Y NECESARIA

No esta de mas este epigrafe para despedirnos -por ahora- de lxs aliadxs en todo el planeta: hemos abandonado toda esperanza, en la espera de una reaccion por parte de la aborregada masa sumisa. Nos cagamos en las vanguardias y en las retaguardias. Actuamos por impulso sin afan de egolatria. Los insomnes e infumables discursos del plataformismo asambleario han caducado: son letra muerta!. La aventura o… mas de lo mismo, compañerxs. Y a-ventura, significa justo eso: ponerle el pecho al viento y, si es menester, a las balas. Eso si, y a no dudarlo: OTRXS CONTINUARAN AVANZANDO…

La diversidad es la vida y la uniformidad es la muerte; repetia el agorero M. Bakunin cual si de un «salmo» se tratase. Haciendo un guiño simpatico por esta vez, bien podriamos acompañar sus predicas. Pero cuando nos llueven infinidad de definiciones desde el academicismo posmodernista que tienen como fin horadar, confundir y compartimentar (en vez de fusionar) les decimos que el anarcofeminismo/sindicalismo/veganismo/primitivismo/etcetera, no nos convence ni recluta… Y el filo-democrata anzuelo «anti-capitalista/anti-fascista» tampoco. Somos anarquistas. Volvamos a morder como lobxs…

Bueno amigxs: acabemos -y empezemos!- con esta katarsis anti.letargica que, a decir verdad, fue catapultada tras un reciente episodio en el cual unx de lxs nuestrxs, estuvo a punto de ser fusiladx en su propia casa la cual fue allanada sin orden judicial por unxs malditxs polis puestisimxs de cocaina. Sabemos que son cosas que pasan si nos rebelamos y alzamos la voz cuando todo parece perdido. Pero que no nos jodan demasiado ya que estamos amandonos y armandonos. Porque individualmente, nuestras vidas, no son nada. Porque estamos decididxs a seguir la lucha hasta el fin: ADELANTE!.

POR EL CONSTANTE PALPITAR DE LOS DESEOS SIN CIVILIZAR
POR LA INDECOROSA EXPANSION DE LA GALAXIA ANARQUICA
POR SANTIAGO MALDONADO Y POR TODXS NUESTRXS CAIDXS

QUE SE ILUMINE LA NOCHE!!!

CELULA PAMPA LIBRE (FAI/FRI)

(México) Post scriptum a”El regreso de las Bandas Negras- Irrumpe la potencia y la rabia femenina en la escena insurrecta.”

Post scriptum “El regreso de las Bandas Negras- Irrumpe la potencia y la rabia femenina en la escena insurrecta.” escrito por Nihil.


Se repiten actos vandálicos en marcha feminista para ...

Post scriptum.

A propósito del próximo 8 de marzo, indudablemente los ánimos están calientes tras los feminicidios y el acoso, lxs anarquistas no exigimos justicia y castigo a los culpables ni mucho menos protestar desde la perspectiva feminista sino, como plantean las compañeras insurreccionalistas citadas, “luchamos contra el Patriarcado porque somos anarquistas” y, en ese tenor, una vez más se debe aprovechar el momento para salir a la calle y atacar a la dominación y volver a poner a la Anarquía en primera línea, subiendo de tono la protesta y pasando a acciones más allá de los símbolos; desde luego, sin descuidar lo “simbólico”. Las compañeras oportunamente han originado las condiciones para extender la lucha prendiendo la llama de la insurrección.

Nihil.

(México) ¡Marchemos por la vida! ¡La insurrección es vida!

Manifestantes en marcha de mujeres vandalizan, agreden a ...

«Los sátrapas de turno se ven superados por todas partes. Hoy solo pueden recurrir al terrorismo, al montaje y la manipulación a través de sus conductos regulares: sus fuerzas armadas, sus medios de (in) comunicación, y su teatro político…» Palabras de la insurrección chilena.

Somos una colectiva de mujeres anárquicas en lucha que nos sumamos al llamado de las compañeras que convocan a conformar un bloque negro anarquista el próximo 8 de marzo.

Tomémos las calles validando el hermoso ejercicio de la violencia anárquica. Sin dirigentes ni partidos, alejadas de cualquier grupo, colectivo o coordinadora peticionista, alejadas del feminismo hegemónico, ya sea partidista, académico, o altruista. Nuestra lucha es contra el patriarcado, que es la base de la familia, del Estado-Capital, de todas las religiones y de todo lo que nos oprime.

Luchamos por la destrucción de todo lo existente. Nuestras vidas están en juego.

El derecho de vivir nuestras vidas y de decidir sobre nuestras cuerpas no se mendiga ¡Se toma! Por eso no buscamos diálogo, no queremos reformas, no promovemos leyes, ni demandamos derechos, promovemos la lucha frontal contra el poder en todas sus dimensiones.

Luchamos contra toda autoridad, por eso retomamos nuestro grito de guerra anárquica ¡Ni Dios Ni Estado Ni Patrón Ni Marido!

También nos sumamos al llamado de la Colectiva de las Brujas del Mar convocando al paro en todo el territorio de esto que llaman México, pero como dicen las compañeras Fenomenicas Brujas e Insurreccionalistas: en un día no cabe toda nuestra rabia! Por eso apoyamos la propuesta por un marzo caliente, extendiendo la lucha callejera y el paro de labores a todo el mes de marzo.

La destrucción del trabajo es parte de nuestra liberación total, comencemos a liberarnos!

Liberemos los torniquetes del metro todo el mes de marzo, continuemos el paro en facultades, cchs y prepas, tomemos todas las plazas del país y declarémonos en plantón permanente todo el mes, enfrentemos a todas las instituciones que propagan el dominio patriarcal (la Iglesia, el Estado y el Capital), no basta con hacer estallar el techo de cristal, hay que hacer estallar el cielo con todo y su pinche Dios!

Invitamos a todas las individualidades y colectivas anárquicas a sumarse a la lucha anti-patrairacal, y a la que no este de acuerdo con nuestros métodos y todavía crea en las reformas, en la lucha pácifica, las promesas del Estado y en su señor Jesús, la invitamos a que no estorbe: El 8 de marzo no es un día para celebrar, es un día de guerra.

No aceptaremos la presencia de politicas sean del partido que sean, ni autoridades del gobierno. Si quieren asistir que se atengan a las consecuencias… Nosotras sabemos distinguir al enemigo.

Sabemos que en las oficinas de gobierno preparan la estrategia para aplastarnos. Tienen diseñado el recorrido por donde quieren que pase la marcha y sus benditos monumentos, instituciones y comercios resguardados, tienen trazados los puntos donde piensan encapsularnos, han citado a toda el personal femenil de la Guardia Nacional vestida de civil para que se unan a las 3000 mujeres policías para reprimirnos, otra vez han ordenado a las funcionarias del Estado y las AMLOvers ha conformar el «cordón de paz» para impedir que nos manifestemos…

PARA NOSOTRAS QUIEN ELIJA ESTAR DEL OTRO LADO DE LA BARRICADA ES NUESTRX ENEMIGX, SEA HOMBRE O MUJER; ESTE DE CIVIL O UNIFORMADA.

Desbordemos las rutas trazadas, hagamos un bloque negro caótico e incontrolable que de vida a la Anarquía.

Contra el Estado y el Capital Lucha anti-patriarcal!
Ni Dios, ni Estado, ni Amo, ni Marido!
Por el control de nuestras vidas!
Por la destrucción del género!
Destruyamos todo lo que nos domina y condiciona!
¡Por la tensión anárquica insurreccional!
Por la Liberación Total!
VIVA LA ANARQUÍA !

Colectiva de Mujeres Anárquicas «Alegría de Vivir la Vida», CDMX, 28/2/20